Maridaje de arroz de gambones, jamón y espinacas con Red Bay Mala Gissona
750x350-maridaje-cerveza 2

No hay domingo sin arroz en nuestra casa, o eso intentamos. Es una elaboración que si la haces con cariño y buenos ingredientes disfrutarás como un niño.

Se trata de algo sencillo, y en esta ocasión os presentamos un arroz de esos en los que utilizas todo lo que queda por la nevera, ¡un “aprobetxategui” vamos! Salvo los gambones, esos bichos marinos los compramos en el supermercado o en la pescadería del barrio, para que nos aporten un toque marino espectacular.

En primer lugar, pelamos los gambones y con las pieles, las cabezas las reservamos para el final, elaboramos un caldo sencillito. En una cacerola tostamos las pieles con un chorrito de aceite hasta que cojan color y desprendan ese aroma maravilloso que tanto nos gusta. Acto seguido añadimos agua fría y algo de verdura que tengamos por la nevera, ½ cebolla, 1 zanahoria y el verde del puerro, por ejemplo. Ponemos a fuego alto y dejamos que empiece a hervir, una vez hirviendo bajamos a fuego medio durante 30 minutos. Apagamos y reservamos.

Por otro lado, tenemos unos tacos de jamón, unos ajetes y una bolsa de espinacas. En la sartén redonda añadimos los ajetes cortados a un tamaño mediano junto con los tacos de jamón y un chorrito de aceite, y a fuego medio dejamos que vayan cocinándose y cogiendo color.

Mientras tanto encendemos el horno a 220ºC.

Una vez listo el sofrito añadimos el arroz, en este caso arroz bomba, y dejamos que coja color en la sartén, añadiendo en este momento un poquito de sal. Ahora es el momento de incorporar las espinacas y darle un par de vueltas para que poco a poco vayan perdiendo volumen. Añadimos el caldo, 2,5 veces el volumen de arroz que hayamos utilizado y subimos el fuego hasta que empiece a hervir. En ese momento bajamos a fuego medio y cocinamos durante 10 minutos.

Los cuerpos de los gambones los cortamos en cachitos medianos y reservamos junto con las cabezaa, para colocar sobre el arroz antes de introducirlo al horno.

Una vez que han pasado los 10 minutos al fuego, colocamos los cuerpos de los gambones y las cabezas sobre el arroz e introducimos al horno durante 6 minutos. Pasado ese tiempo apagamos el horno y dejamos reposar un par de minutos.

Para acompañar este arrocito hemos elegido una cerveza maltosa donde las notas a caramelo galleta refuerzan los sabores tostados de este arroz y su final seco y con notas herbales potencian el sabor marino de los gambones. Sin duda la Red Bay de Mala Gissona es la mejor opción.

¡¡¡A disfrutar!!!

Álvaro Verdú – Beer Sommelier y Chef en Sabeer

Otros post de interés

Oktoberfest 2020

Para los amantes de la cerveza el Oktoberfest es sin duda la fiesta anual de referencia, no solamente porque en ella se pueden degustar diferentes referencias de las mejores productoras

Ver este post >>

Algunos de nuestros cursos y eventos

X